header blog.png

Fracaso & Corrupción

Buscando el mínimo destello de luz en tiempos oscuros.


Una escopeta Savage - Springfield 67H calibre 12, una carabina Hi-Point 995 de 9mm, una pistola semiautomática Intratec AB-10 de 9mm y una escopeta recortada de dos cañones Stevens 311D calibre 12. Este fue el arsenal con el que Eric Harris y Dylan Klebold entraron a la escuela secundaria de Columbine, el 20 de Abril de 1999. Desde las 11:19am hasta las 12:08pm deambularon por los pasillos de su escuela disparando en contra de profesores y estudiantes, antes de terminar con sus propias vidas.


Una introducción intensa, lo sé, pero ahora que tengo su atención, nos conviene pensar en la razón del por qué existen este tipo de atrocidades, dignas de una novela de terror. Muchas personas culpaban a los papas de los asesinos, pero ni siquiera ellos sabían lo que habitaba la psiquis de este par de locos. A lo mejor simplemente fue casualidad: un psicópata que creía que la raza humana era una especie fracasada y corrupta que se juntó con un joven depresivo y con serias intenciones de suicidarse. Una combinación explosiva que terminó en un desastre.



Pero ¿Qué te puede llevar a cometer un acto de esta naturaleza? Cuán profunda debe ser la decepción hacia tu propia especie que te lleve a planificar y ejecutar semejante masacre. Creo que todos - o la gran mayoría de nosotros- hemos tenido episodios de locura en los que pudiésemos cometer un acto de violencia - quizá hasta quitarle la vida a alguien. A un energúmeno que le golpea a su pareja, un jefe abusivo que maltrata a sus empleados o un borracho maleducado que le insulta a tu novia. Casos de estos hay millones todos los días en todas partes del mundo, aunque la gran mayoría tenemos el auto control suficiente para mantener al monstruo en standby.


Quizá estos dos individuos no tenían el amor propio suficiente para detenerlos de cometer esa masacre. Bien dicen que uno no puede dar lo que no tiene. En cambio si estamos lleno de odio y resentimiento, es normal que veamos todo bajo ese prisma. Quizá en ese contexto si somos una especie fracasada y corrupta. Por eso es tan importante tratarnos con amor y respeto y todo lo que eso significa. Comer sano, hacer ejercicio, pensar cosas positivas y desear siempre lo mejor a todas las personas con las que nos encontramos día a día. Quizá si practicamos algo de humanidad, podamos volver a ser humanos.


"Un cobarde es incapaz de mostrar amor, hacerlo esta reservado para los valientes." Ghandi

Es muy fácil decepcionarse y perder la Fe. Es fácil decir que somos una especie fracasada y corrupta y apagar los sueños de una docena de jóvenes asesinándolos a sangre fría. Disparando proyectil tras proyectil, vestido con ropa táctica de asalto y un pasamontañas, para luego ponerse un rifle en la sien y terminar el cuento. Es mucho más fácil destruir que construir, es una salida gratuita que solo los cobardes utilizan. Los valientes son aquellos que salen adelante a pesar de todo lo malo, lo corrupto y los fracasos. Estos individuos son los que sacan adelante a la especie humana.


ED



51 views1 comment

Recent Posts

See All

Carlitos

* Las opiniones expresadas en este Blog son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan la opinión de COHAB Ecuador.

Gracias por Suscribirte!